El Salvador: Ley de Medicamentos ha tocado fuertes intereses económicos

Por: Alex Corea*

El mercado farmacéutico mueve unos 200.000 millones de dólares al año. Un monto superior a las ganancias que brindan la venta de armas o las telecomunicaciones. Por cada dólar invertido en la fabricación de un medicamento se obtienen mil en el mercado. Y las multinacionales farmacéuticas saben que se mueven en un terreno de juego seguro: si alguien necesita una medicina, no va a escatimar dinero para comprarla.[i]

En El Salvador un estudio  realizado en el 2006  demostró que es uno de los países  a nivel mundial que tiene los precios de medicamentos más altos y que su  disponibilidad promedio en el sector  público alcanzaba un 50%[ii].

La cuestión de los medicamentos

Ya en el siglo XIX Rudolph Virchow postulaba que los mayores problemas sanitarios: epidemias creadas por el hombre, nos advierte que la sociedad funciona mal y exigen cambios en la conducción del Estado. El país tenía una ley de  Farmacias antiquísima que databa del  siglo pasado (1927) y era bajo la cual se definían algunas disposiciones sobre el tema de  los medicamentos; en 1988 entró en vigencia el Código de Salud que armonizó todas las leyes anteriores, este creaba un Consejo Superior de Salud[iii] Pública, en cuyo seno estaban representados los gremios médico, odontológico, químico farmacéutico y médico veterinario, un presidente y un secretario nombrados por el  Ejecutivo. Esta composición con el  correr de los años se integró por miembros que tenían claros nexos con la industria  farmacéutica, propiciando intereses económicos que coincidentemente se fortalecieron con el modelo de desregularización económica implementado en el país por la derecha en 1989; basta mencionar que 3 ex presidentes de la  República y familiares del último presidente de ARENA (Alianza Republicana Nacionalista) son dueños de droguerías y farmacias que  controlan la importación  y  distribución de los medicamentos tanto los nacionales como internacionales; todo este oligopolio y control de la cadena de distribución dejaba márgenes acumulados de los medicamentos de marca original alcanzan en promedio el 5,200% y los medicamentos genéricos importados hasta un 2,800%, sobre el precio internacional de referencia.[iv]

Los  cambios  que se impulsan desde el Estado a través del Ministerio de Salud

Conscientes tanto política como técnicamente, las actuales autoridades del  Ministerio de Salud en su plan “Construyendo la Esperanza, estrategias y  recomendaciones en  Salud 2009-2014” contiene en la Política de medicamentos[v]

Estrategia 21: Disponibilidad, calidad y uso racional de medicamentos. Esta   política apunta a intervenir en  lo siguiente: Control de precios de medicamentos y de la calidad de los mismos, asegurar  un eficiente suministro, distribución de los  medicamento a nivel del Sistema Nacional de Salud , asegurar el uso racional de los medicamentos tanto en el sector  público y  privado y diseñar una política tendiente a contener los precios de los medicamentos, vigilancia de los mismos en comparación con los precios internacionales de referencia, enfatizando en la supresión de las prácticas monopólicas y los márgenes exagerados de ganancia en todos los niveles de la cadena de  comercialización, la eliminación de los impuestos y aranceles de importación, tanto de productos terminados como de materias primas.

La mayoría de estas políticas están contenidas en la recién aprobada Ley de Medicamentos[vi], esta expresa en sus artículos 3, 4, 5 y 6, se crea la Dirección Nacional de Medicamentos (DNM) donde el sector privado solo tiene representación a través de las Universidades privadas, se contempla que ningún integrante de este organismo tenga vínculo directo con la industria farmacéutica nacional, directa o indirectamente, por un periodo de 5 años y dentro de sus  atribuciones tiene todo lo anteriormente mencionado en cuando a políticas de medicamentos contenidas en la  estrategia  21.

El nudo de las tensiones que altera a la derecha

La  pérdida de quienes planifican, administran, controlan y distribuyen todo lo relativo a los medicamentos es lo que pone  en  un estado reaccionario a los que desde 1927 venían lucrándose de la necesidad de medicamentos que tiene la  población  salvadoreña; por lo que no es raro que en estos días las presiones se estén incrementando por sectores que están interesados por hacer retroceder, distorsionar, una ley  que en resumen es  un esfuerzo  por  poner los medicamentos como un  bien  social  y no  lucrativo, por tal razón en esta coyuntura política cabe preguntar ¿de que lado están las protestas en algunos hospitales públicos? ¿a favor de quienes estará el Colegio Médico de El Salvador y el gremio de Químico  Farmacéuticos?

*Alex Corea es médico, militante del Movimiento  de  Profesionales de  la  Salud  Dr  Salvador Allende.


[i] www.ecoportal.net

[ii]  Eduardo  Espinoza, Angela Elías, Giovani Guevara , Caracterización del Sector Farmacéutico  Nacional ,Informe Final disponible en: http://www.salud.gob.sv

[iii]  http://www.salud.gob.sv

[iv] Espinoza E., Guevara G. Disponibilidad y precio de los medicamentos en El Salvador durante el segundo semestre de 2006. Universidad de El salvador, septiembre de 2006 disponible en; http://www.salud.gob.sv: Documento de Propuesta de la Política Nacional de Medicamentos.


[v] Política Nacional de Salud: Construyendo la  Esperanza y  Política Nacional de Medicamentos disponibles en  http://www.salud.gob.sv

[vi] Ley de medicamentos  Decreto No.1008, D.O. No.43, Tomo No.394 de fecha 02/Marzo/2012 http://www.salud.gob.sv:

Anúncios